.status-msg-wrap {visibility:hidden;display:none;}

martes, 3 de octubre de 2017

madre!: Aronofsky vuelve con su película más difícil, metafórica y brutal

Darren Aronofsky la ha vuelto a liar. Cuando pensábamos que su cine ya había hurgado bastante en la herida y tras dejarnos más que descompuestos viendo Réquiem por un sueño o Cisne negro, este más que peculiar director estrena madre! y nos vuelve a dejar patidifusos. Hoy, cuatro días después de ver la película, aún sigo dándole vueltas. Sigo tratando de entender lo que Aronofsky nos quiere contar. Y por más vueltas que le doy, a pesar de llegar a ciertas conclusiones, estamos ante una película cuyo significado íntegro está guardado en la cabeza del director. Desde este momento os digo que madre! no deja indiferente. Y no me atrevo a recomendársela a cualquiera. Si ya con esto os apetece seguir leyendo, sois del equipo curioso y arriesgado. Bien. 

Javier Bardem y Jennifer Lawrence. Pareja cuyos nombres nunca conoceremos que vive en una casa muy bonita y muy apartada de la mano de Dios. Sólo sabemos que Él (como se le identifica en los títulos de crédito) es un escritor en busca de inspiración para su nueva obra. Ella (Madre), es una entregada esposa al cuidado de su marido y de su casa. Tengo que decir que la química entre estos dos brilla por su ausencia. Por separado (sobre todo Lawrence, que está más que espectacular en la cinta) funcionan bien, pero juntos cojean. 

El arranque de la película es potente. Tiene mucho que ver con el final, con la cuadratura del círculo. Nos sumerge en el día a día de la pareja a través del punto de vista más que subjetivo del personaje de ella. Los movimientos de cámara, que la persigue por toda la casa, llegan incluso a marear, intentando imitar sus propias sensaciones en determinados momentos. El metraje es inquietante desde el minuto uno. Aronofsky no da puntada sin hilo. Y si su intención fue hacernos pasar un ratito algo desagradable (y no hablo de miedo), lo ha conseguido. Con creces. 

OJO, a partir de aquí van algunos SPOILERS que os ayudarán a entender la película. Sorry, no podía dejar pasar esto...

Si esperáis una película con una trama y un significado al uso, no vayáis a ver madre!. Aronofsky va más allá esta vez y nos presenta una cinta basada en una continua sucesión de metáforas en las que Dios (Javier Bardem) está creando y Madre (Jennifer Lawrence) actúa como la Madre Naturaleza, cuya principal misión es crear y mantener el paraíso soñado. Sí, este es el significado principal de los personajes de la película. Otra cosa es ya lo que cada uno quiera o pueda interpretar. Porque insisto, sólo Aronofsky sabe lo que nos quiere contar con la película.  

Una pareja de extraños encarnados por Ed Harris y Michelle Pfeiffer, serán los encargados de poner el desorden en este particular paraíso. Adán y Eva llegarán a la casa para poner patas arriba la supuesta tranquilidad existente entre la pareja. Lo que ocurre a partir de aquí es una sucesión de secuencias dignas del surrealismo más extremo. No quiero contar ni destripar nada más porque podría estar días y días dándole vueltas y tampoco llegaría a buen puerto. Sólo os diré que el metraje final de la cinta es difícil y bastante brutal en determinadas escenas. El desgarro de Jennifer Lawrence (sin duda lo mejor de madre!) traspasa los sentidos y provoca un agobio más que palpable en el espectador. Sangre, sudor y lágrimas, vamos.  

Aún no sé si me ha gustado o no madre!. Y si habéis llegado hasta aquí os estaréis preguntando qué demonios hago escribiendo sobre ella en un blog que suele recomendar películas. Lo que me ha pasado con esta película tiene mucho que ver con reconocer el profundo mundo interior que guarda el señor Aronofsky en su cabecita. Me guste o no, no puedo evitar admirar a un ser capaz de crear tal barbaridad escénica. No es una película que me haya entusiasmado, pero sin duda voy a retenerla en el subconsciente más tiempo del habitual que en otras películas. No sé si me explico. 

Estáis avisados. Es una película difícil y poco habitual que ha dividido a la crítica. Si sois curiosos, la veréis, estoy segura. Si no, sabéis que siempre os agradezco el tiempo que me dedicáis en cada palabra. 

PD. El próximo post será mucho más agradable. Palabrita :)

2 comentarios :

  1. Gracias por el post Sara, transmites desde luego una más q inquietante peli ... Por el momento no iré a verla ... M ha gustado mucho tu forma d hablar d ella

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Yolanda! Es una peli difícil, yo aviso siempre ;)

      Eliminar